Compañeros del Metal

Los compañeros del Metal se manifiestan en Cádiz y, con ellos, los de la agricultura y los ganaderos. Los policías también se manifiestan. Y los usuarios de electricidad, esto es la humanidad toda, no nos manifestamos porque no nos sabemos poner de acuerdo como colectivo. Los transportistas están en la misma, ellos más organizados.

Los compañeros del Metal andan en busca de condiciones de trabajo dignas en un oficio un tanto cabrón, que exige fuerza física y condiciones duras. La gente del campo pide que la capacidad regulatoria del Estado sobre el precio de las cosas los disponga de tal suerte que sus explotaciones dejen de ser ruinosas, después de décadas de una remuneración pírrica sobre el producto de primerísima necesidad que ponen en circulación con el sudor (literal) y la sangre (menos literal). Los transportistas reivindicando condiciones de mercado capaces de hacer rentable su actividad después de conocido que hacen falta quince mil camioneros y que el precio de la gasolina, como el de la luz, se han ido de madre. Los policías en la suya, intentando preservar los privilegios que les concedió la famosa “ley mordaza”.

Como todo se entrelaza, da cierto rubor escuchar al presidente de Vox, Santiago Abascal, condenar al ministro Marlaska por la dureza con la que se reprimieron las manifestaciones de Cádiz, a la vez que reivindica las herramientas que la “ley mordaza” pone en manos de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado para reprimirlas con tanta o más dureza. Llamamos a eso, cariñosamente, estar en misa y repicando: junto a los manifestantes y junto a quienes los reprimen, en esa suerte discapacidad que recibe el nombre científico de esquizofrenia. Pero esa es otra historia.

Entrando en misa sin darse ni cuenta

Pablo Casado, el pobre, estaba en misa. En una con banderones con pollo que nadie hubiera podido sospechar que se celebrara en honor y gloria de algún personaje negro de la Historia de España.

Pero a la salida (de misa con banderones con pollo) sí tuvo la oportunidad, el pobre, de bramar contra el Gobierno Frankenstein que está llevando a España a la ruina social, económica, moral y laboral. Creo que después de su airado discurso de la catástrofe inminente, le preguntó a su jefa de prensa que si había alguien ahí para escucharlo. Pero no desfalleció.

Entre tanto, como si nada estuviera sucediendo, se aprueban en el Congreso de los Diputados los Presupuestos Generales del Estado para 2022, con una mayoría tan holgada que ya la hubiera querido para sí Mariano Rajoy para los últimos que consiguió sacar adelante. 188 votos, esto es, idéntico resultado que obtuvieron los de 2021, lo que viene a certificar una voluntad poco equívoca de la cámara baja de que la legislatura se agote.

Por introducir algunas de las condiciones insoportables que el Gobierno ha tenido que asumir para contar con los votos, por ejemplo, de EH Bildu, esta formación pro-etarra y traicionera ha exigido, nada menos, que el canal infantil de la televisión vasca, ETB3, se vea en toda Navarra en 2022. Esta felonía solo es comparable a la exigencia de ERC que, pásmense, ha condicionado su voto a que las plataformas de contenidos audiovisuales, Nerflix, HBO y Amazon, incorporen el 6% de su producción en las lenguas cooficiales catalán, euskera y gallego. Se rompe España. No sé dónde vamos a llegar. ¡Y aún habrá más!

Decía que la aprobación de los Presupuestos no ha sido prácticamente noticia y es, sin embargo, la herramienta de estabilidad más importante con la que puede contar un país.  Y es, así mismo, la garantía de un final de legislatura en tiempo y apacible, a pesar de que andar entre gentes de izquierdas es muy complicado porque, siendo que no escuchan la voz de su amo, están siempre a vueltas con la exigencia de avances sociales y eso siempre molesta a unos cuantos.

No sé si Pablo Casado, el pobre, ha dicho ya que estos presupuestos resquebrajan la unidad de España, que la ruina está garantizada, que la hambruna nos espera a la vuelta de la esquina, que “allí será el llanto y el crujir de dientes cuando veáis a Abraham, a Isaac, a Jacob y a todos los profetas en el reino de Dios, pero vosotros echados fuera” (Lucas 13:28). Si no lo ha dicho aún, no tardará: es posible que estuviera en un cursillo acelerado sobre la energía solar fotovoltaica y su utilización nocturna gracias al milagro de las baterías, y por eso.

Entre tanto, el país se mueve. Los colectivos se enervan y reivindican condiciones justas, las calles de Cádiz se llenan de botes de humo, las páginas salmón de advertencias catastrofistas sobre el día que vendrá y los informes del Banco de España de anuncios sobre el día de la Bestia.

Pero el país se mueve.

Es posible que esté renaciendo esa conciencia de clase que tanto añorábamos. Es posible que las clases menos favorecidas, en lugar de dormir, estemos pensando que es el momento de unirnos al fabuloso (de fábula) mundo del progreso. Al socaire del Gobierno Frankenstein.

El dibujo es de mi hermana Maripepa.

Nota tristísima: En el momento de terminar estas líneas ha llegado la noticia de la muerte de Almudena Grandes. Imposible decir nada al respecto. Se ha muerto Almudena Grandes y es una putada enorme.


7 respuestas a “Compañeros del Metal

  1. Cierto es que los señores del metal, los transportistas , los agricultores y los curritos de apie lo estamos pasando jodido, pero como en todo, la mayoria de esos manifestantes son revolucionarios aprovechados para formar camorra, porque como en todo los contenedores no tienen culpa, los coches no tienen culpa, el mobiliario urbano no tiene culpa, esa es la parte que a mi me jode , manifestaciones todas las que sean necesarias, dialogos con las empresas todas las necesarias,pero creando el caos solo se aprovechan los revolucionarios y no son de izquierdas, que la imensa mayoria de ellos, ni trabajan en el metal , ni son camioneros, ni son agricultores la mayoria son chupopteros de la sociedad que muchos de ellos encima para mas inri pagados en un alto porcentaje con dinero del estado en muy diversas maneras.

    San Casado tenia que ir a rendir homenaje a San francisco Franco, pues hasta haì podia legar la cosa, este muchacho ya no sabe lo que hacer para agradar a sus votantes y a esta marcha lo veo de segundo detras de la libertadora San ayuso, la señora que fue capaz de crear la libertad para los madrileños que se la tragaron en los momentos que estabamos tan cansados de no poder ir a los bares.
    Nada esto es asi, no nos tiene que estrañar que l@s de golpe en pecho vallan a rezarle a esa figura del dictador.

    Le gusta a 1 persona

    1. Las manifestaciones de cualquier clase (en Barcelona son expertos en eso) Se llenan de revoltosos de estos de la lucha urbana que disfrutan elevando hasta el infinito la violencia callejera.

      Pero bueno, el caso es que la gente reivindica la suya y no está tan mal a pesar de todo. No estaría mal que es estos de la guerrilla urbana les dieran algún día un buen susto.

      Casado, el pobre, no sabe dónde tiene la mano derecha. La izquierda, simplemente, es que no le funciona. Pero justo por ahí, por la derecha, es por donde quiere evitar que lo adelanten. Pobrecillo, Del cogedor, a la basura, y Ayuso en ascenso a los cielos.

      GRACIAS, AMIGO. Seguimos en el lío, que es lo que importa.

      Me gusta

  2. Efectivamente que Almudena Grandes (nunca un apellido fué más adecuado) esté muerta es una mierda, habiendo tan buenos candidatos para hacer ese último viaje de la parca, ayer mismo por las calles de Madrid había unos cuantos, de políticamente correcto, poquito.
    Los compañeros del metal, afortunadamente, consiguieron gran parte de sus reivindicaciones.
    El Casado (señor le viene muy grande) cuando escuchó cantar el cara el sol debió pensar que era un cursillo del IDAE, después del IVA de Canarias y lo de la energía fotovoltaica cualquier cosa es posible. Por cierto a éste pobre indigente intelectual habría que explicarle que el 2,5% de la energía fotovoltaica se produce por la noche.
    Pues sí, yo que soy mucho de presupuestos, para mí la aprobación, en lo que me compete, siempre ha sido como una paga extra al cobrar los atrasos, pienso que es lo más importante que le puede pasar a un país.
    Lo que si me tiene preocupado es lo de los maderos, lo digo así, lo siento, pero les he perdido todo respeto y estoy preocupado, en que clase de imbéciles armados estamos confiando.
    Desde éste verano me he leído todas las novelas de Raymond Chandler y Míchael Connelly, me he empapado bien el tema policial, entonces no entiendo muy bien como cuarenta mil maderos se han dejado engañar con el invento ese de la derogación de la ley mordaza. Escuché en la radio a un representante sindical y el pobre o no sabía expresarse o no estaba acostumbrado a leer, daba vergüenza ajena escuchar sus argumentaciones, quizás escuchándole su problema es que les van a hacer redactar las minutas mejor y más razonadas y no son capaces.
    Sin embargo eso de retirar efectivos de la lucha antiterrorista para ponerlos a seguir a la esposa y cómplice del tesorero del PP no ha provocado ningún tipo de manifestación ni pública ni privada ni de media pensión.
    Y viva el vino que diría el gallego.
    Feliz domingo, abrazos.

    Le gusta a 1 persona

    1. Lo de los maderos es algo bastante indignante.

      He tenido la paciencia de leerme el proyecto de Ley y no tiene nada que ver con las protestas de la policía.

      Los personajes de JUSAPOL deben representar a lo más granado de las cloacas de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado. Vox en estado puro, con armas y uniformes. Muy de temer.

      Supongo que habrá, como en botica, de todo entre ellos, pero son demasiados los que se han dejado arrastrar por consignas torticeras, saliendo a la calle a gritar falsedades.

      Aún así, Hasta me agradaba ver que las calles se llenan de inquietudes (aunque sean falsarias) y que las personas vuelven a tener el empuje de reivindicar lo que creen justo.

      y vuelvo al principio de la reflexión: las instituciones funcionan, la gente está cansada y lo manifiesta libremente, las cosas se mueven, pese a las muchas dificultades de inflación, de energía, de ERTES…

      Todo se mueve.

      ¡Gracias, amigo!

      Fuerte abrazo.

      Me gusta

Responder a Juan Carlos Moraleda Cancelar la respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s