10 de agosto

Siempre se levanta pronto en vacaciones. Será el único momento de silencio durante el resto del día.

Los niños le hicieron pasar un viaje terrible peleándose por la consola y preguntando que cuánto faltaba, la abuela no ayudaba a poner paz, pero ya está olvidado y a esta hora todo está en calma. Ni siquiera hace demasiado calor en el piso sin ventilación cruzada que le vendió aquel compañero sin antes verlo. Al brincar el alba siempre refresca. Café. La Melita que compraron para el apartamento hace un café de mierda; también en esto debieron pensar que, para un mes, ya les valía. Respira un minuto mientras mira desconfiado hacia la puerta: ahí le espera el equipo con el que tendrá que colonizar el espacio de playa que le sea posible. Sabe que no será tarea fácil, que se enfrentará a enemigos poderosos y más madrugadores, sabe que el tiempo es oro en esta cruzada contra todos.

Sillas plegables, 4; paravientos, 1; sombrillas, dos; neveras de campaña, 2; alfombrillas, 5; hamacas, 2; crema solar protección 30, 1; crema solar protección 50, 1; crema solar pantalla total, 1; leche solar after sun, 2; pareos, 2; cubos provistos de pala y rastrillo con moldes de motivos submarinos, 2; camisetas de repuesto, 2;  toallas de baño, 4; bañadores de repuesto, 2; pinzas de la ropa para unir los pareos con el paravientos conformando un parapeto inexpugnable, una bolsita de 10 unidades; envases herméticos para restos de comida, 2; juegos completos de plato, vaso, cubiertos de plástico, 5; cenicero de playa, 1; libros, 1; cuadernos de crucigramas, 1; cuadernos de sudokus, 1. Imposible bajarlo todo en un único viaje al coche. Algunas cosas deberían quedarse en el maletero en vez de subirlas y bajarlas cada día. La leche solar afeter sun no, esa hace falta por la tarde para volver a embadurnar a los niños antes de aventurarse por los puestos del paseo marítimo. Y tampoco abulta tanto.

Sin embargo es la hora. Para cuando se levante la familia ya debe haber salido hacia la playa a montar el campamento. Llegarán después que usted con un sándwich que estuvo caliente y que le servirá para pasar la mañana hasta el mediodía que se abra la veda de las cervezas de la nevera II. Rectifica: cerveza. Solo habrá una cerveza para usted en la nevera II. La nevera I la llenarán con envases de contenido imposible que ofrecerán el avituallamiento de almuerzo comida y merienda para todo el contingente. En la nevera II habrá agua, mucha agua. Agua embotellada en distintos formatos para las distintas paradas. Refrescos para la abuela y para los niños y dos cervezas, pero a usted solamente le corresponde una.

20190810_222746

Lo del chiringuito era un mito. Lo del chiringuito exactamente no, más bien lo de que uno se podría pasar la mañana allí cociéndose a birras mientras la familia disfrutaba en la orilla de los castillos de arena adornados de caracolas y estrellas de mar construidos con los moldes de plástico que venían con el cubito la pala y el rastrillo. Eso es para otros, porque los puede ver empinando el codo mientras aplica la protección de pantalla total sobre la espalda blanca del pequeño.

La abuela está desconcertada. Es la primera vez que les acompaña. Las abuelas no son como eran: se descojona del botiquín de cremas, del color chillón de los bañadores de los niños, de la barricada construida a cuarenta metros de la orilla para evitar que el viento llene de arena los emparedados, del aburrimiento infinito de la mañana, del mediodía, de la tarde. Se descojona de usted, de su propia hija que le eligió a usted como compañero eterno de vacaciones, de la tumbona de mierda que le han asignado para dejar pasar las horas dentro de ese mar de personas humanas que flanquea el de verdad.

Los niños aún no lo saben, pero también se descojonarán cuando el uso de razón los lleve de la orilla a cinco calles más adentro, donde los bares de copas se despiertan al atardecer y no se acuestan hasta que el sol penetra por las rendijas de las dobles ventanas. En realidad eso también lo sabe. Ha resuelto cruzar ese puente cuando lleguen a ese río. Mejor que mejor. Bastante tiene hoy por hoy con lo que tiene.

Diez de agosto. Solo son 20 días… más.

(En la semana en la que publico esta entrada, otra mujer ha sido violada en grupo por cinco chicos de 18 y 19 años. Ha sido en Benidorm. Seguramente alguien le dirá que ella se lo había buscado, pero no se engañe: una violación no se la busca nadie. Ninguna chica de 22 se busca que la violen entre cinco.)

El dibujo es de mi hermana Maripepa.

6 respuestas a “10 de agosto

  1. Veo que sigues recordando el suplicio de las vacaciones en la playa, el malestar de la arena metida donde todos sabemos, roces, como decimos por aqui escocios, que disfrutes, menos mal llega la noche y ahora si, de momento para hacer lo que todos te colocas unos pantalones cortos pasados de moda pero no pasa nada todo pega en la playa, y te apetece tomarte un helado , pero a la abuela no le van muchos los helados se jodio el helado , bueno nos sentamos en una cafeteria y nos tomanos un chispazo, a la abuela no le gustan las apreturas de la cafeteria, se jodio el chispazo y al final noche tras noche disfrutamos sentados en un banco de piedra del paseo aguantando a los niños por que la abuela ya se acomodo a lo que queria, el año que viene las vacaciones en el pueblo, con la semana cultural, prefiestas y fiestas, cañas fresquitas en el bar del pueblo la abuela con las vecinas sentadas al fresco criticando a todo el que pase pero tu en la gloria.

    esta visto que la violacion en masa se esta poniendo de moda pues vamos a cortar ( nunca mejor dicho) con esta moda y vamos a darle a los señores violadores jarabe de su misma medicina una sesion gratis con el negro de wasap por que la otra medida que yo aconsejo creo que no os parece la mas correcta.

    buen domingo y a saborear los uiltimos momentos de la semana cultural con la PAELLA.

    Le gusta a 1 persona

    1. Jajajajajajajajajaja

      Ni más ni menos. Las vacaciones en el pueblo: el mismo calor, pero sin arena, ni campamento improvisado a la orilla del mar, ni bañadores chillones para controlar a los niños.

      Los niños a apedrear gatos (con el permiso de las asociaciones ecologistas), los mayores a la terraza del bar, que aquí no hay quién te lo impida y las abuelas a lo suyo: de visita en visita a ver cómo sigue la familia.

      No se me ocurre mejor plan.

      Esto de las violaciones en masa sí que se está poniendo de moda. Leí por ahí que van más de cuarenta este año. Tendremos que plegarnos a la insultante campaña andaluza y decirle a nuestras hijas que sonrían, que “la vida siempre es más fuerte”… Eso o, definitivamente, tal como sugieres, contratar al negro de WhatsApp.

      —Pero algo tendremos que hacer.

      Un abrazo enorme. ¡Feliz paella de Semana Cultural! Y a preparar las próximas. Pero en el pueblo.

      Me gusta

  2. Comenzamos a venir a el Palmar (Vejer de la frontera, Cadiz) hace 25 años. El pasado domingo, cuando llegamos a la playa de Zahora, sufri directamente un ataque de ansiedad cuando vi la playa (es un decir porque no habia un grano de arena sin ocupar).
    No volveré nunca mas en Agosto, y eso que ya vengo sin niños, por que han elegido ir con sus amigos a Conil, donde las discotecas estan “abiertas hasta el amanecer” y no se puede caminar por las calles. Mi madre, que dios tenga en su gloria, decidio pronto que su sitio no era ese, y se nego pronto a las penalidades de la playa, con lo bien que estaba ella en el pueblo, cuando venian todos sus hermanos.
    De modo que mi compañero de fatigas y yo, sin nevera ni sombrilla, nos tumbamos un rato por darnos un baño y derechitos al chiringuito…pero de ahora en adelante o Junio o Septiembre. No soporto a tantos humanos juntos.
    En el tema violación, el otro dia me explicaron, como no se trata de UNA violacion en grupo , sino de CINCO violaciones consecutivas, con cuatro señores alrededor omitiendo la obligación de socorro. Espero que esta nueva explicacion dialectica, sirva para castigar mas y mejor a las manadas. Y vamos a educarles tambien mejor en valores e igualdad.
    Feliz domingo

    Le gusta a 1 persona

    1. Completamente de acuerdo con tu precisión: cinco violaciones consecutivas con cuatro testigos cada una en actitud de espera de turno y no de prestación de auxilio… una jodida barbaridad que, aunque no tenga nada que ver con el post, he decidido denunciar cada domingo para que no cunda la especie de la ultraderecha de que, al final, se sonríe y se deja correr.

      Los lugares de playa se van degradando a medida que las vacaciones se democratizan y cada vez más y más gente tiene acceso a permitirse estos lujos. Es una paradoja que esto por lo que luchamos (todo el mundo con derecho a mar), sea también lo que detestamos (playas infectadas de personas con paravientos). Y supongo que no tiene solución, más allá de la deseada educación, esa que evita la destrucción del medioambiente y tantas y tantas y tantas otras cosas.

      Besos y besos, Petra. ¡A junio a Zahara!

      Me gusta

  3. Bronchales Teruel, camping las corralizas 1700 M de altitud ,caravana la chati y yo ,las niñas con sus curros a medida jornada,es lo que hay ,se acabó la arena ,las aglomeraciones el calor y los tontos que te ponen mala cara si pones la sombrilla cerca de la suya ,vida placentera aunque sea por 15 dias … que Teruel existe es obvio , que es un paraíso en medio del despipote veraniego de playa y guiris autóctonos y de los otros, una realidad como los bosques de pino albar que nos rodean,sábana y manta para dormir y rutas entre lindos paisajes para hacer hambre de comer,por favor que no venga mucha gente….y a los cerdos cobardes que están agredido a nuestras ,mujeres o hijas … después de castrados vendría bien soltarlos por estos montes para deleite de padres , hijos y hermanos de las víctimas , además de público en general que tuviesen la noble afición a la caza mayor , suerte tienen esos desgraciados de vivir en una sociedad democrática.
    Por lo demás feliz domingo

    Le gusta a 1 persona

    1. Eso es un plan de vacaciones.

      No sé si.e hubiera yo atrevido a hacerlo público, por miedo a dar la alerta, porque tiene una pintaza.

      Las vacaciones, supongo que como casi todo, hay que aprender a vivirlas con cierta inteligencia.

      Y tienes razón: ¡qué suerte tiene según quién de vivir bajo las normas de un estado de derecho! Qué suerte de presunción de inocencia y de garantismo procesal… ¡qué suerte!

      Y qué mala suerte haber dejado la educación como una ‘maria’ de los proyectos políticos del país.

      Disfruta de tus vacaciones entre pinos. Gracias por acercarte a nosotros desde allí.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s