La madrileña

Chabacana pero simpática

Mi hermana Maripepa dice que Ayuso barrerá en las elecciones del 4 de mayo, porque se le entiende todo.

Ese lenguaje cuidado de los politólogos que han invadido todo lo que se mueve a la izquierda del PSOE, nos tiene a todos un poquito hasta los cojones. Porque es una verdadera pesadez escuchar la pedantería esta de los espacios de co-decisión política en escenarios de gobernanza compartida, cuando lo que quieres decir es que tú también mandas y que si no te dejan la vas a liar parda.

Ayuso guiando al pueblo

Ayuso no dice espacios de co-gobernanza. Ni se le ocurre. Se trastabillaría sin ningún género de dudas. Ayuso dice ¡Comunismo o libertad! Y en pose de Libertadguiandoalpueblo, pero más tapada, como si de la Revolución Francesa se tratara, ondea su bandera de estrellas y lanza a su pueblo contra el inquilino de la Moncloa, principio y fin de todos los males de la hostelería.

El discurso ramplón enfebrece a las masas. Se le entiende todo a esta muchacha que, para cuando queramos darnos cuenta, habrá hecho del nacionalismo madrileñista ese licor suavísimo que reconforta a los propios y enerva a los extraños. España dentro de España ¿qué otra cosa es Madrid?

Madrid, castillo famoso/que al rey moro alivia el miedo,/arde en fiestas en su coso,/por ser el natal dichoso/de Alimenón de Toledo. (Nicolás Fernández de Moratín, dixit).

Y, sin embargo, el daño será enorme. No puede ser de otra manera. Porque un pueblo cuyo hecho diferencial más notorio había sido la ausencia de hecho diferencial, se identifica ahora con las consignas facilonas que envuelven de magia cateta, hostelera y pseudo-libertaria, un madrileñismo convertido en conjura contra todos.

Ayuso agrede la inteligencia política más liviana. Igual que la agredía Trump o que la siguen agrediendo Bolsonaro u Orbán. Es el catetismo de derechas llevado a sus últimas consecuencias, ese que llega a la fibra sensible del elector con el grito de ‘¡nos quieren arrebatar la libertad!’.

Bajar y bajar impuestos (una comunidad rica, que se puede permitir tal lujo a base de contar con un endeudamiento desproporcionado y de dejar bajo mínimos la calidad de los servicios públicos esenciales, privatizando aquello que por su naturaleza no puede privatizarse). Bajar impuestos y abrir los bares. Despreciar las normas más elementales de convivencia entre los pueblos en tiempo de pandemia, aunque sea a costa de despertar esa madrileñofobia de la que ya habló el doctor Simón. Convertirse en el azote del Gobierno de España para batirse, no con Sánchez, sino con Casado, por ocupar la gran silla que da acceso a las mieles del poder. Eso y despertar en cada madrileña, en cada madrileño, ese prurito de superioridad moral que otorga formar parte de la capitalidad del Estado. 

Romperlo todo: aterroriza pensar en lo difícil que resulta avanzar como sociedad y lo fácil que es llevarnos hacia atrás.

Y en Leganés, en La Elipa, en Carabanchel, en Móstoles, entrando en olor de multitudes a esos mítines en los que no dirá nada, en los que no hablará de su proyecto de comunidad, en los que no significará nada la economía, ni el desempleo, ni la degradación del medio ambiente. En esos mítines en los que se escuchará que el Gobierno bolivariano nos quiere robar la libertad que hemos conseguido con tanto esfuerzo y que ella, Ella, ha sido llamada para impedirlo.

¡Madrileñismo o muerte! ¡Los bares abiertos y el chocolate espeso!

Y cuando, con Vox, gobierne en la Comunidad y demuestre a ciencia cierta que ¡sí se puede!, se batirá el cobre con su jefe de filas con todo el bagaje de haber sido la primera candidata en rozar la mayoría absoluta en un pueblo que, eso sí, entendía todo lo que decía.

Parece un mal sueño, pero si Trump pudo, Ayuso va a poder. Y, recordando a Gómez de la Serna, “Una pedrada en la Puerta del Sol mueve ondas concéntricas en toda la laguna de España”

El dibujo es de mi hermana Maripepa.


12 respuestas a “La madrileña

  1. Ojala que nos equivoquemos y tengamos un resultado mas deseable y menos esperado , ojala la cordura se imponga en Madrid, cierto que lo que dice la señora Ayuso alegra a los señores de los bares ( que no tengo nada en contra de ellos , al contrario los valoro, porque su labor es muy necesaria y que se les deberia compensar o suprimir impuestos en todo este tiempo de pandemia que ha mermado muy mucho sus ingresos) tambien tenemos muchos cierrabares que lo necesitan y es lo que quieren oir, pero tambien tenemos muchos madrileños que ven lo que esta pasando y como si de una cajetilla de tabaco se tratara esas medidas ¡¡ perjudican seriamente la salud¡¡
    iremos viendo como se desarrolla la batalla campal que se avecina en Madrid, claro de todo esto solo hay un culpable nuestro presidente el señor Sanchez , y pediremos las salida de la moncloa al grito ya establecido del PP ¡¡ vayase señor Gonzalez, ahora Vallase señor Sanchez¡¡

    Buen domingo .

    Le gusta a 1 persona

    1. Pues eso… que ¡ojalá nos equivoquemos!

      No voy a conseguir entender por qué el PSOE no se toma más en serio las elecciones en Madrid, cuando debería ser una de las plazas fuertes (o la plaza fuerte). Un candidato con mínimo carisma no es lo que toca en la Comunidad.

      La ‘Ayuso vencedora’ no querrá quedarse ahí. Veremos a dónde nos quiere llevar. Casado debería estar muy preocupado y parece que lo está: le ha prohibido pactar con Vox… Veremos.

      Gracias, amigo.

      Abrazo enorme.

      Me gusta

  2. No es un mal tema para comenzar un domingo: lenguaje, política y manipulación. ¡¡Casi ná!! Que diría un madrileño (por cierto, también los que somos de Albacete).
    Llevan años pervirtiendo el lenguaje. Haciendo que le las palabras, el lenguaje en su conjunto, se vuelvan más ambiguas. La manipulación, por burda que resulta, cala en las personas, a través de palabras o frases sueltas que se repiten millones de veces y que, acaban adoptándose mecánicamente, de forma inconsciente. Es un principio muy estudiado, no hay que inventar conceptos nuevos, sino cambiar su significado, asociándolas a nuestros intereses y repetirlo muchas veces. Los grandes manipuladores, que en la Historia han sido, fueron y son grandes maestros de esta suerte de arte, a saber, transformar el lenguaje de un grupo en lenguaje del “pueblo” hasta laminar la personalidad individual, Ejemplos hay a ambos lados del espectro político.
    ¿De que se tiene que dotar un maestro o maestra (¿Ayuso, quizás?)en este arte?, De una carencia absoluta de vergüenza, sin duda, para mentir, de cero escrúpulos para afirmar una cosa y su contraría, con desparpajo, hacer de su realidad la de todos y todas.
    Esto nos lleva a lo que ya hemos tratado en otras ocasiones, el lenguaje se vacía de contenidos intelectuales y se llena de contenidos emocionales. Lo han tenido fácil, durante años, se lleva construyendo un lenguaje, singularmente la derecha, pero sin una responsabilidad única, de frases para tapar la realidad. Así , lo primero es intoxicarnos, hacer que no entendamos nada, que todo se llene de cifras y estadísticas. Hablamos de tasa de desempleo para referirnos al paro, el crecimiento negativo de la economía, para hablar de nuestra perdida de capacidad adquisitiva, o en lugar de rescate bancario, línea de crédito muy favorable, o en lugar de amnistía fiscal, aquello también traído de medidas excepcionales para incentivar la tributación de rentas no declaradas, los recortes son reformas estructurales…..y, de repente, a los parados, a los emigrados, a los que no llegan a final de mes, a los hartos, llega alguien y nos lo aclara “Comunismo o Libertad”, y lo entiendes o ¿no?.
    ¿Cómo mantener en este entorno un sentido crítico de la realidad? Ni nos ayudan aquellos a los que hemos votado para que gestionen esto de lo público, bien al contrario, ni ayudan los medios de comunicación, cautivos de sus accionariados…..
    Manipulados y manipulables por gentes sin formación política o con escasa experiencia, con un tufo partidista que pasma. Importa poco la orfandad de conocimientos que evidencian, es, quizás por eso, que el pueblo los hace (hacemos) más suyos, No importa. Sabemos que son clichés vacíos elaborados en las empresas del marketing político dirigidos a determinados segmentos de la población, pero carecemos de la capacidad o de las ganas para sustraernos a ellos, En fin, un discurso político, en ambos lados, plagado de imprecisiones y vaguedades que nos mantienen en una suerte de enajenamiento y estado de inopia y automatismo….., y es ahí donde llegan los salvadores…………
    ¡Comunismo o libertad!….Lástima.

    Malos tiempos para la lírica, amigos.

    Buen domingo

    Le gusta a 1 persona

    1. Malos… malos tiempos para la lírica.

      Las falacias del lenguaje y la burda manera que hemos dado por buena de jugar con ellas.

      ¿Tanto hemos empalagado a la sociedad que ya solo reacciona a los discursos sin contenido?

      No pasa solo aquí, ni en Madrid, ni en España. Es el fenómeno mundial del populismo. Palabras enormes vaciadas del contenido que las hizo grandes: libertad, solidaridad…

      Los discursos se vacían y los ánimos se enfebrecen… ¡paradoja inmensa!

      ¡Salvadores!

      Malos, malos tiempos para la lírica.

      Un abrazo enorme, amigo.

      Me gusta

  3. Quizás y solo digo quizás, la cosa hubiera sido distinta, si el otro gran partido del bipartidismo, no hubiera dejado abandonado Madrid, desde hace más de 30 años cuando gobernara el viejo profesor. Es muy difícil dar la vuelta, lo que se abandonó hace tanto tiempo y más si con lo que pretendes voltearlo, aún sigue dormido

    Le gusta a 1 persona

    1. Completamente de acuerdo.

      Treinta son muchos años de olvido. Y de tan olvidado, se nos pasó por alto que hay que elegir un candidato que pueda ganar… son las reglas del juego: el candidato no puede estar también en el olvido.

      No hace falta buscar en ningún sitio más. La culpa es nuestra.

      ¡Besos y besos!

      Me gusta

  4. Me repele (Diaz), no soporto ni su forma de hablar ni lo que dice. Sus palabras me golpean como si mi cerebro fuera un yunque.
    Creo que si fuera un votante de derechas el día 4 me quedaría en mi casa.
    Estoy absolutamente convencido que el PSOE no tiene ningún interés en ganar las elecciones. Ayuso arrasa, fagotiza a Casado, se come el marrón que va a caer y, la verdad.. fuera de Madrid cae como el culo. En teoría un win win para esas preclaras mentes estratégicas de la Moncloa.
    Mientras a los madrileños, a esa marea blanca que ayer paseaba por la Puerta del Sol una cabezuda con una pinochotil nariz y a la marea verde les van a dejar a su suerte en manos de la ultraderecha.
    Ésta estupidez me he encontrado en el prólogo de un libro que estoy leyendo:
    Germany has been fortunate to find a boss who has managed to group all
    the country’s forces for the benefit of the collective.

    Daily Mail, London. 10-7-1933.

    Casi nada, con todo lo que ocurrió después. Deja un poquito con el culo al aire a toda Europa. Pues no hemos aprendido nada, parece que nos hemos empeñado en repetir el siglo XX, eso podía ser pausible entre el IX y el X pero no ahora. Se supone que tenemos mas acceso a la información y sabemos cómo interpretarla.
    Intuyo que los ganadores de éstas elecciones, como las anteriores, va a ser la abstención. Aún así, con las urnas empobrecidas en papeletas, todos se sentirán ganadores con aquello de que 1 es el 50% de 2 que no es mal porcentaje.
    Mientras los grandes medios de comunicación se llevan las manos a la cabeza denunciando que el Doctor Don Pablo Iglesias, se ha gastado 40.000 € en una obra consistente en poner una barbacoa de ladrillo (300€) y acondicionar un garaje como habitación, todo ello declarado por (solo) 13.000 € , para ahorrarse la licencia, por supuesto. A mí mas bien me parece que le han clavado un poco.
    El arco del bulo va de los 40.000 a los 100.000€. Toman por idiotas a todos los paletas (oficial albañil) de España y nadie se escandaliza.
    En fin.. haz la paella en la barbacoa que es de rojos.
    Feliz domingo, abrazos.

    Le gusta a 1 persona

    1. Ya me libraré yo (a mí y a mis compañeros de mesa) de hacer paella en sitio alguno, por de rojos que resulte.

      El lenguaje, el lenguaje, siempre el lenguaje. ¿Cómo han podido ganarnos tan burdamente la batalla, con lo bien que hablamos?

      Pues ahí estamos. Hemos sofisticado tanto, hemos hablado tanto, hemos hecho el tonto tanto (descuidando, por ejemplo una buena educación pública, igual, universal y gratuita) que nos hemos quedado solos con nuestras tribulaciones y han aparecido los verdaderos maestros de la palabra. En todo el mundo.

      Ahora que ya es por la noche y me encuentro frente al ordenador repasando la prensa del día empiezo a no dar crédito, las ensoñaciones se amontonan. Los errores cometidos orbitan por mi cabeza como monstruos hambrientos de las ideas que dejamos pasar de largo.

      A lo mejor deben ganar ellos. A lo mejor son ellos los que tienen razón. Ellos son nada, pero nosotros a lo mejor también. Ellos son nada pero no lo disimulan: ¡comunismo o libertad! Y a tomar por culo. Nosotros decimos cosas enormes que no le importan a nadie.

      A lo mejor tienen que ser ellos, al menos hasta que nosotros tengamos algo importante que decir.

      Debo irme a la cama. Me he quedado sin cosas importantes que decir.

      Un abrazo enorme, amigo. Gracias por estar siempre tan atinado.

      Me gusta

  5. Buenas tardes estimado Justo.

    Me he leído todos los comentarios, la mayoría versa sobre la manipulación, y es un razonamiento plausible. Pero, y si no fuese así, y si la sociedad estuviese cambiando, y este modelo de comunicación, que el que mejor lo ha asumido es la derecha, fuese la consecuencia.

    Tenemos una sociedad cansada, que sólo observa a izquierda, menos, y a derecha más, corrupción, y que ya no confía en las siglas de ningún partido.

    Con líderes que no se parecen en nada a ellos, o pensamos que los líderes de la izquierda española son un reflejo fiel de la sociedad?

    Y además con unas redes, una de las primeras fuentes de información de nuestra sociedad, que establecen un sesgo alineado 100% a los sentimientos de estas.

    Yo estoy de acuerdo con tu frase, con el nuevo paradigma, el cual creo que todavía, la izquierda sobretodo, no lo ha entendido. Y la derecha ha tenido ejemplos claros de como aplicarlo, y a la vista de los resultados les augura una época de éxitos.

    Salud y República.

    Le gusta a 1 persona

    1. No tengo ninguna duda. Ellos lo han alimentado, lo han hecho un chico grande y ahora le sacan todo el partido que saben que pueden sacarle.

      Tienes toda la razón. No es una era de cambios: es un cambio de era. Llegar a la fibra sensible vaciando el intelecto es la clave de la comunicación, viniendo, como veníamos, del sesudo mundo de los editoriales del Cambio-16. Los chicos barbudos ya no leen a Serte, Heidegger o Beauvoir. Ahora se llaman hipsters y escuchan indie. La política, lo político ha envejecido igual que tú y yo.

      Habla un lenguaje del que no tenemos la más puta idea, transmite sensaciones y no pensamiento. La idea, para ser viral, ha de caber en un tuit.

      Suerte de Ayuso: todo su pensamiento cabe en un tuit. Lástima de Gabilondo: necesita varios miles de páginas para contarlo.

      Los programas… ¡los programas! (jamás he leído ninguno, a pesar de haber escrito varios) Las ideologías… todo esto exige leer demasiado.

      El paradigma es otro y no hemos sabido leerlo. A lo mejor tienen que quedarse ellos otro rato… hasta que aprendamos.

      Y ¡sálvese quién pueda!

      Que tristeza da todo, amigo Jesús.

      Me encanta que vengas por aquí. Aunque sea poquito.

      Un abrazo ENORME.

      Me gusta

  6. Pienso que Gabilondo es para estar en la parte no visible de su partido y que deberían haber buscado un candidato más vivo para Madrid.
    El populismo es como una secta, intentan adoctrinar a los votantes mas incultos políticamente a base de mentiras y engaños.
    Payuso no dice que bajar impuestos a los mileuristas les supone 2 o 3 euros al mes, mientras a los ricos sería miles de euros.
    Tampoco dice que si baja impuestos no podrá mantener la sanidad pública.
    Yo la tengo metida en el congelador, una foto con su nombre en un botecito de cristal, porque según las brujas eso hace que desaparezca de tu vida..
    No se si funcionará, pero por si acaso las meigas tienen razón, ahí tengo a la Payuso congelada.
    Un abrazo

    Le gusta a 1 persona

    1. Gabilondo no era el candidato. Todos nos lo temíamos, pero ya no puede estar más claro.

      De todas formas ya lo es y creo que ni congelándola nos vamos a poder quitar de encima a esta payasa.

      Yo también lo pienso: La izquierda debia haberse pensado mejor su estrategia y, seguramente, eso pasa por unos candidatos algo más trabajados.

      Confiemos en Mónica García y en la capacidad que tenga de conseguir diputados.

      De momento… déjala en la nevera….

      Un montón de besos, Pacix

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s